Mensaje Gran Canciller

† Pablo Lizama Riquelme

Arzobispo de Antofagasta

YA SE VAN!

Nos dejan…

Nos dejan los nuevos egresados de distintas carreras y que han sido compañeros de ruta por varios años.

Parten al apasionante mundo que abre el amplio camino de la vida.

Todo lo nuevo y desconocido nos asusta, nos crea inquietudes. Añoramos los tiempos de estudiantes con sólo una gran responsabilidad de estudiar.

Estamos seguros de que además que se prepararon académicamente, han podido descubrir valores fundamentales de la vida de un hombre, de una mujer, ya sea que han participado de acciones solidarias o por lo menos lo oyeron en el estusiasmo de los actores.

Vieron y compartieron con alumnos que les faltaba lo básico como alimento o un buen lugar para vivir y estudiar.

Compartieron con jóvenes de fe profunda que se reflejaba en sus obras, como también con otros que la fe en Jesús les era imposible de vivirla.

En fin tantas experiencias logradas en estos años que también les significó esfuerzo, han hecho lo que narra el Evangelio de Jesús (Mateo 25. 14-30), han recibido talentos y los han hecho producir.

Llegaron jóvenes, alegres, estusiastas, generosos y salen para servir, ayudar y labrar su futuro.

Los despedimos con orgullo de haberlos tenido como alumnos, los entregamos a la sociedad chilena que los necesita… son hoy realidad y esperanza.

El Señor los bendiga y les recuerda por mi ministerio episcopal, que sus preferidos son los pobres y sin esperanzas.

O como nos lo enseñó San Juan Pablo II “Los pobres no pueden esperar”

¡Buen viaje a la vida…!

†Pablo Lizama Riquelme
Arzobispo de Antofagasta
Gran Canciller Universidad Católica del Norte